Cultura

La Globalización de la cultura y las nuevas tecnologías

Pinterest LinkedIn Tumblr

Los avances producidos en las tecnologías de la información y las comunicaciones han sido un factor dinamizador del proceso de globalización que ha conducido a una mayor internacionalización de los procesos productivos formando cadenas internacionales de producción y distribución, así como a una mayor interconexión financiera. La capacidad de los gobiernos de desarrollar políticas económicas autónomas es cada vez más discutible. Y todo esto tiene aristas positivas y negativas, cuya ponderación no voy a discutir hoy en este primer “post”.

Lo que resulta maravilloso como resultado de los avances en las tecnologías es la posibilidad de acceder de forma global al conocimiento. El cyber-espacio se ha convertido, entre otras cosas, en una inmensa biblioteca, en una inmensa hemeroteca, en un inmenso centro de documentación disponible a personas que no vivimos en Oxford, en Cambridge o en Princeton, para sólo mencionar tres de los más importantes centros universitarios del mundo.

Gracias a la red, tenemos acceso a los mejores museos del mundo. No cabe dudas que resulta impresionante contemplar en vivo La Venus de Milo o La Gioconda en El Louvre, o La Pietà de Miguel Angel en la Basílica de San Pedro. Se estremece uno cuando contempla el Guernica de Picasso en el Museo Reina Sofía de Madrid y piensa en la cantidad de toneladas de bombas fascistas que cayeron sobre la inerme ciudad vasca, asesinando a más de un centenar de habitantes. Pero quien por alguna razón no pueda hacerlo personalmente encuentra en la red ésas y otras maravillosas obras de arte que han sido creadas por grandes talentos de nuestra especie.

De igual forma, la posibilidad de usar los satélites para transmitir cultura está permitiendo en la actualidad que desde una ciudad como Cali junto a varias decenas de otros países del mundo podamos disfrutar de la temporada del Metropolitan Opera House ya por cuarto año consecutivo. Esto se ha logrado gracias a la apuesta de Cine Colombia por un arte que un tiempo se creyó elitista pero que en la medida que llega a un público más amplio se convierte en una opción indiscutible de disfrute espiritual. Sábado tras sábado, los amantes de la ópera, cuyo número crece en la ciudad, a pesar de carecer de compañía propia, estamos también dentro del coliseo neoyorkino siendo parte de la experiencia maravillosa de un espectáculo de excelente calidad.

Gracias a las nuevas tecnologías y a la apuesta de Cine Colombia se vio en Cali uno de los musicales más famosos que ha pasado por Broadway, West End y que tuvo versiones en español, alemán, danés y en decenas de idiomas en varias ciudades del mundo: El Fantasma de la Ópera. A teatro repleto disfrutamos de la maravillosa Sinfonía 8 de Mahler “La de los Mil”, interpretada por la Orquesta Filarmónica de Los Angeles y la ya no menos prestigiosa Orquesta Juvenil “Simón Bolívar”, con el maestro Gustavo Dudamel en el podio. Y en la misma línea hemos podido disfrutar de varios eventos deportivos de especial relieve.

Cinépolis ha hecho lo suyo transmitiendo dos magníficas producciones de Carmen y Madama Butterfly en 3D, y más recientemente Royal Films transmitió dos fabulosas producciones del Ballet del Teatro Bolshoi de Moscú, una de las más renombradas compañías danzarias del mundo, The Bright Stream y Raymonda, como parte del programa Ballet en el Cine que se promueve en Europa. En este último caso no se produjo el nivel de convocatoria que ha mostrado el programa del Metropolitan, sin embargo, creo que se ha debido a una insuficiente promoción.

El producto de estos esfuerzos es de una calidad excelente. A un precio ciertamente acorde con las condiciones del mercado colombiano estamos teniendo acceso a espectáculos que en vivo cuestan entre 60 y 250 dólares. En la cálida Cali tenemos acceso a lo que ocurre en el movimiento cultural en latitudes lejanas en climas distintos y en idiomas distintos pero que satisfacen los intereses culturales de públicos similares con independencia de la raza o religión.

Por otra parte, varias universidades de la región se han asociado al Gran Teatre del Liceu de Barcelona en el esfuerzo de transmitir GRATUITAMENTE algunas de sus funciones de ópera, programa que lleva varias temporadas y que este año se dedicará especialmente a conmemorar los 200 años del natalicio de los compositores Giuseppe Verdi y Richard Wagner.

Bienvenida entonces la globalización que nos permite acceder a la información más rápidamente, que nos permite disfrutar de la ópera y del ballet, de los conciertos, los musicales y de los eventos deportivos de alto nivel en tiempo real. Bienvenidas las apuestas de empresas que asuman la difusión de la cultura como parte de su misión. Y bienvenida la labor de las universidades que, como centros indiscutibles de promoción de la cultura que deben ser, se van apropiando de ésta entre tantas contribuciones que hoy realizan por el desarrollo científico y cultural del país.

Autor

Nací en La Habana, Cuba, el 1 de abril de 1958. Vivo en Cali, Colombia desde 1989. Estudié Licenciatura en Economía en la Universidad de La Habana e hice mi Doctorado en Economía Internacional y Desarrollo en la Universidad Complutense de Madrid, España. Actualmente soy Profesor Titular del Departamento de Economía y Director del Centro de Estudios sobre la Cuenca del Pacífico de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas de la Pontificia Universidad Javeriana Cali. Desde 1990 trabajo como profesor en la Pontificia Universidad Javeriana de Cali, Colombia, en la que me desempeñado como Director del Departamento de Economía entre 1995 y 2002 y entre 2006 y 2012. En 1989, al llegar a Colombia, fui profesor en la Universidad de San Buenaventura de Cali. Entre 1984 y 1988 trabajé como Investigador de Mercados Internacionales en el Fondo Cubano de Bienes Culturales del Ministerio de Cultura de Cuba y entre 1981 y 1984 fui Investigador del Centro de Investigaciones de la Economía Mundial de La Habana, Cuba. Mis intereses intelectuales abarcan un amplio espectro de temas que van desde problemas relacionados con la economía política internacional, la historia económica mundial, la historia del pensamiento económico, la política económica y los modelos de desarrollo hasta aquellos relacionados con la cultura y las artes, especialmente, la ópera, el ballet, el cine, el teatro, la literatura y las artes visuales. Este blog estará dedicado a mis temas de interés, así como a la difusión de mis notas de clase para mis cursos en la universidad.

Escribe un Comentario